Pangolín (Manis tricuspis)

El año pasado hubo numerosas noticias de incautación de pangolines y escamas de pangolines traficados ilegalmente. Este año 2020 comenzó con la relación no confirmada que se estableció entre el pangolín y el coronavirus. Aunque cada vez es más conocido, todavía queda mucho por hacer para proteger al pangolín.

Es un animal de aspecto extraño por las escamas entrecruzadas que cubren su cuerpo como si fuera una armadura y que le diferencian de cualquier otro mamífero. Las escamas están compuestas de queratina. Otros rasgos característicos son su larga cola que utiliza para colgarse de los árboles y su pegajosa lengua con la que caza hormigas con la ayuda adicional de las uñas. Mide aproximadamente unos 75 centímetros y pesa entre 3 y 4,5 kgs. Normalmente tienen una cría cada vez.

Existen ocho especies de pangolín que se distribuyen en Asia y Africa. Vive en los bosques de las regiones húmedas y cálidas. Las especies de mayor tamaño son terrestres y los más pequeños son arborícolas. En caso de peligro, el pangolín se esconde dentro de si mismo adoptando la forma de una pelota. Son nocturnos y muy escurridizos.

Todas las especies de pangolín están amenazadas de extinción. La caza ilegal y el tráfico de esta especie han convertido al pangolín en una de las especies más amenazadas del planeta. Cada 5 minutos se estaría cazando un pangolín en algún lugar. Pero también su carne, considerada en China y Vietnam como una delicatessen. También se utiliza en medicina tradicional a pesar de la falta de evidencias científicas acerca de la efectividad que se le atribuye en todo un espectro de enfermedades variadas.

Debido a las amenazas que enfrenta la especie, en 2012 se constituyó en la Comisión de Supervivencia de Especies de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza UICN un Grupo Especialista en Pangolines.

Son muy importantes las acciones e intervenciones que se llevan a cabo in situ para conservar los pangolines en términos de protección física, investigación ecológica y contra la caza ilegal.

Se puede ayudar a su conservación evitando la compra de pangolines, de productos ilegales de pangolín y ayudando a crear conciencia sobre el problema de la extinción de esta y otras especies.

Cada 15 de febrero se celebra el Día Mundial del Pangolín, y cualquiera puede organizar una mesa redonda, una presentación, un programa de radio, reuniones con autoridades del gobierno, fiestas temáticas o difusión en los medios sociales sobre el pangolín y sus problemas.