Eviten la fusión de las multinacionales Bayer-Monsanto

Bayer Monsanto Monsanto es sinónimo de agrotóxicos y plantas genéticamente modificadas en los campos de cultivo (© Conan/Flickr & Karen Eliot - Montage : RdR - CC BY-SA 2.0)
18.611 participantes

Fin de la petición: 30 ene. 2017

Bayer compra Monsanto: la multinacional dominará el comercio global de semillas y pesticidas -en perjuicio del campesinado, la alimentación, y el medio ambiente. La unión de ambas compañías conllevará más transgénicos y más venenos en los campos. Por favor, pida a autoridades de la UE que eviten la fusión.

Carta

Para: Comisaria de Competencia de la UE, Margrethe Vestager y autoridades antimonopolio

Bayer y Monsanto unidas será el mayor agronegocio químico del mundo, un monopolio que pone la alimentación mundial en juego. Eviten su fusión.

Leer la carta

Con 66 mil millones de dólares en juego surge la mayor industria agroquímica y de semillas del mundo, que controla más de un cuarto del mercado mundial.

Semejante concentración del mercado en pocas manos perjudica a los campesinos, la alimentación y el medio ambiente.

Las ganancias de Monsanto con las plantas transgénicas especialmente en Norteamérica son multimillonarias. Ahora Bayer intentará introducir la polémica tecnología genética también en Europa. La mega multinacional podrá dominar totalmente el mercado europeo de semillas… y de alimentos.

-Monsanto fabrica el herbicida glifosato, clasificado por una agencia evaluadora vinculada a OMS como “probablemente cancerígeno”. Bayer hará todo lo posible para que el permiso actual de utilización de este veneno en la UE se prorrogue.

-El poder creciente de Bayer en el mercado ha llevado a una industrialización del campo, a monocultivos, plantas transgénicas, uso de pesticidas.

-El campesinado se hace cada vez más dependiente de las semillas y agroquímicos de unos pocos fabricantes. Estos ofrecen cada vez menos variedades de cultivos como cereales. La alimentación de la población mundial queda bajo el dominio de un oligopolio en torno a Bayer.

El poder de unos pocos amenaza los campos de cultivo y la alimentación de todos. Una agricultura ecológica basada en la conservación de los recursos hace una apuesta más sólida para el futuro.

La atención y presión pública es importante para evitar esta concentración de poder en manos de las grandes empresas. Por favor, pida a la Comisaria de Competencia Sra. Margrethe Vestager y a las autoridades vigilantes de la competencia y anitmonopolio.

Más información

Salva la Selva viene informando cuestiones relacionadas con el poder y los negocios de ambas empresas desde hace años. Monsanto ha contribuido a la expansión de la soja transgénica en los Estados Unidos y algunos países de Sudamérica, especiamente Argentina y Paraguay, y también en Brasil, Bolivia y Uruguay. Por otra parte, se sospecha de manera fundamentada que los pesticidas de Bayer están detrás de la muerte masiva de las abejas.

Monsanto fabricó el agente naranja durante la guerra de Vietnam, predecesor del herbicida glifosato -cuyo nombre comercial más habitual es RoundUp. Junto a las semillas genéticamente modificadas constituyen un paquete tecnológico que se vende conjuntamente, que ha hecho inmensamente rica a la empresa, y que ha hecho dependientes a infinidad de agricultores en muchos países del mundo. Es por ello que actualmente se percibe como un sistema agrícola amenazante y asociado a la industrialización de la agricultura.

Los consejos directivos y de vigilancia de ambas empresas ya han votado por la fusión. Sobre la aceptación del trato por parte de los accionistas de Monsanto no existen dudas. De hecho, Bayer ha elevado su oferta entre mayo y septiembre en un 44%. Bayer parte del supuesto de que la transacción tendrá lugar antes del fin de 2017.

En todo el mundo apenas ha habido una compra de una empresa por una cantidad mayor que esta compra de Monsanto por Bayer.

Concentración del mercado de semillas y pesticidas

Hasta ahora, el mercado mundial de semillas y agroquímicos está básicamente en manos de seis empresas: Monsanto, Bayer, BASF, Syngenta, DuPont y Dow. Juntas controlan 75 por ciento del mercado agroquímico y más del 60 porciento de las semillas. El negocio se concentra cada vez más en menos manos.

Bayer dispone con la fusión de un enorme presupuesto de 2,5 mil millones de dólares en investigación y desarrollo para la división agrícola, Gran parte del mismo iría a la investigación biotecnológica. En 2015, Monsanto habría gastado en EEUU 4,3 millones de dólares para hacer lobby.

La preocupación de organizaciones ecologistas se centra en el hecho de que los productos que producen estas multinacionales son peligrosos para la salud.

Artículos de prensa

¿Quién le teme a la fusión Bayer-Monsanto?

Carta

Para: Comisaria de Competencia de la UE, Margrethe Vestager y autoridades antimonopolio

Estimada Comisaria Margrethe Vestager,
estimadas Sras. Y Sres.:

con la compra de Monsanto por Bayer surgiría la mayor industria agroquímica y de semillas del mundo. La alimentación, el campesinado y el medio ambiente quedan a merced de la concentración del mercado en unas pocas manos.

Monsanto gana miles de millones de dólares con los cultivos transgénicos. Ahora, Bayer intentará imponer los polémicos transgénicos también en Europa, donde la mayoría de la ciudadanía los rechaza.

Monsanto produce el herbicida glifosato, probablemente cancerígeno según instituciones dependientes de la Organización Mundial de la Salud. Bayer hará todo lo posible para que la UE prorrogue el permiso de utilización de este veneno.

El nuevo poder de Bayer en el mercado conduce a una mayor industrialización de la agricultura que incide en la tecnología genética, pesticidas y monocultivos.

Los agricultores quedan dependientes de las semillas y agroquímicos de unos pocos productores que cada vez cultivan un número menor de especies p.ej. de cereales. La alimentación dela población mundial queda a merced de un oligopolio establecido en torno a Bayer.

Por favor, evite esta dañina fusión.

Atentamente,