Detener la acción de Trump contra la naturaleza

Tortuga verde marina Tortuga verde (© CC BY 2.0)
216.110 participantes

El presidente de Estados Unidos Trump pretende reducir las áreas protegidas de su país y abrirlas al expolio para la industria. Paraísos naturales únicos están amenazados. Entre estos, el área marina protegida de las islas Remotas del Pacífico, una de las más grandes del mundo. Por favor, firma la petición.

Noti­cias y actuali­zaciones Petición

Para: Presidente de los Estados Unidos, Sr. Donald Trump; Ministro de Interior, Sr. Ryan Zinke

“El gobierno de Trump debe conservar las áreas protegidas en los EEUU y no abrirlas al saqueo por parte de la industria.”

Leer la carta

Hasta ahora, animales como la tortuga verde o los tiburones y su hábitat estaban a salvo de la intervención humana. Viven en una reserva marina protegida en una extensión de casi 1,3 millones de kilómetros cuadrados en la que se encuentran miles de arrecifes de coral, atolones e islas tropicales: las Islas Remotas del Pacífico, un Monumento Nacional de los Estados Unidos en el Pacífico.

En 2009, el entonces presidente Bush creó el área protegida, y su sucesor Obama la amplió en 2014.

Pero desde el 26 de abril, el futuro de los paraísos naturales de los Estados Unidos es muy incierto.

Con una decreto, el presidente Donald Trump amenaza un total de Monumentos Nacionales similares en tierra y mar.

Al menos diez de esas áreas protegidas quedarían muy reducidas o liberadas para su explotación – con minería, extracción de petróleo, tala de madera, ganadería, pesca industrial. Es la propuesta de su ministro de interior Ryan Zinke.

Entre las reservas amenazadas hay zonas áridas y cañones espectaculares como el Monumento nacional de Grand Staircase-Escalante y tesoros arqueológicos como Bears Ears al sudoeste de los Estados Unidos. También quedaría afectada Cascade-Siskiyou, un área montañosa protegida con una biodiversidad singular en el estado de Oregón.

Todas estas áreas están protegidas gracias a su declaración como Monumentos Nacionales. En un plazo de 60 días, más de 2,7 millones de ciudadanos norteamericanos presentaron alegaciones contra los planes de Trump.

Por favor, firma la carta al presidente Trump pideindo que no toque las reservas naturales.

Más información

¿Qué son los Monumentos Nacionales?

En el año 1906, el presidente Roosevelt firmó la llamada Ley de Antiguedades. Le daba al presidente el poder de declarar Monumentos Nacionales tierras públicas, zonas marinas así como lugares históricos y edificios. Como Monumentos Nacionales se encuentran bajo protección especial y no pueden destruirse ni modificarse.

Desde entonces ha habido 16 presidentes – 8 republicanos y 8 demócratas – que han utilizado esta atribución. Han puesto bajo protección 129 Monumentos Nacionales, entre ellos el Gran Canyon y grandes árboles secuoyas en California, sitios arqueológicos como el de los Navajo en Arizona y la Estatua de la Libertad en Nueva York. von dieser Befugnis Gebrauch gemacht.

¿Qué ha ordenado el presidente Trump?

El 26 de abril de 2017, emitió el Decreto 13792, pot el cual todos los Monumentos Establecidos desde 1996 por sus predecesores Clinton, Bush y Obama deben revisarse. Hay 22 áreas protegidas terrestres, así como 5 áreas marinas.

El objetivo del decreto es reducir los Monumentos Nacionales o incluso eliminarlos totalmente para poder practicar tala de árboles, minería, extracción de petróleo, pesca industrial o ganadería. El presidente calificó la protección de estas áreas como “robo de tierras masivo” y aclaró que ahora “liberaría esas tierras”.

Ecologistas se llevan las manos a la cabeza y califican estos planes de ilegales, y ya se ha anunciado que habrá denuncias. En un plazo de 60 días para alegaciones ha habido más de 2,7 millones de comentarios. La ciudadaní norteamericana está en contra de modificar las áreas protegidas para su destrucción.

En agosto de 2017, el ministro norteamericano de interior Ryan Zinke le presentó a Trump un informe con una propuesta de 10 monumentos nacionales. Zinke argumenta que “los Monumentos Nacionales se han establecido de manera arbitraria o por razones políticas y que sus límites no obedecen a criterios científicas ni de manejo de los recursos”. El Washington Post ha publicado una copia del informe.

Que áreas protegidas estarían afectadas:

- Bears Ears, Utah

- Grand Staircase-Escalante, Utah

- Gold Butte, Nevada

- Cascade Siskiyou, Oregon

- Katahdin Woods and Waters, Maine

- Organ Mountains-Desert Peaks, Nuevo México

- Rio Grande del Norte, Nuevo México.

Áreas marinas protegidas afectadas:

- Islas Remotas del Pacífico

- Atolón Rose, Pacífico

- Cañones del Noreste y Seamounts, Atlántico

Más información:

BBC Mundo, 26-9-2014: Qué hay en la reserva marina más grande del mundo

El País, 2-9-2016: Obama presenta el mayor paraíso del planeta

Der Spiegel, 10-10-2017: USA - Trumps Attacke auf die Naturschutzgebiete

National Geographic, 18-9-2017: See the Wild Places That May Lose Protections as National Monuments

The Guardian, 18-9-2017: More national monuments should be opened for exploitation, Zinke says

The Guardian, 18-9-2017: 10 national monuments at risk under Trump's administration

New York Times, 24-8-2017: Interior Secretary Proposes Shrinking Four National Monuments

Carta

Para: Presidente de los Estados Unidos, Sr. Donald Trump; Ministro de Interior, Sr. Ryan Zinke

Estimado Sr. Presidente Donald Trump,
estimado Sr. Ministro de Interior Ryan Zinke:

Los límites de los Monumentos Nacionales de Estados Unidos y las áreas protegidas deben conservarse y protegerse del avance de la agricultura a gran escala y la industria.

Los Monumentos Nacionales albergan tesoros ecológicos y culturales únicos. Tienen un significado muy importante para la población local, el turismo, los deportes de ocio, el descanso de la ciudadanía de los Estados Unidos y para visitantes de todo el mundo. No pueden sacrificarse en aras de intereses económicos.

Por favor, retire sin demora su decreto del 26 de abril de 2017 mediante el cual cuestiona los límites de los Monumentos Nacionales.

Atentamente,

Información breve sobre el tema Biodiversidad

La biodiversidad o diversidad biológica abarca tres ámbitos estrechamente relacionados: la diversidad de las especies, la diversidad genética dentro de las especies y la diversidad de los ecosistemas, como bosques u océanos. Cada especie forma parte de una red de relaciones muy compleja. La extinción de una especie repercute en muchas otras y en ecosistemas enteros.

En todo el mundo se han descrito ya casi 2 millones de especies; se estima que la cantidad es mucho más elevada. Las selvas tropicales y los arrecifes de coral se encuentran entre los ecosistemas más ricos en especies y más complejos del planeta. Cerca de la mitad de las especies animales y vegetales viven en las selvas tropicales.

Es crucial proteger la biodiversidad por sí misma. Y también porque es nuestro medio de vida. Todos los días utilizamos alimentos, agua potable, medicamentos, energía, ropa o materiales de construcción. Los ecosistemas intactos garantizan la polinización de las plantas y la fertilidad del suelo, nos protegen de catástrofes medioambientales como inundaciones o corrimientos de tierra, purifican el agua y el aire y almacenan el CO2 dañino para el clima.

La naturaleza es también el hogar y al mismo tiempo un lugar de valor espiritual para muchos pueblos indígenas. Estos últimos son los mejores cuidadores de las selvas tropicales, porque los ecosistemas particularmente intactos se encuentran en los hábitats de las comunidades indígenas.

La conexión entre la pérdida de biodiversidad y la propagación de pandemias no es algo nuevo, de lo que nos diéramos cuenta recién con la pandemia del Coronavirus. Una naturaleza intacta y diversa nos protege contra enfermedades y nuevas pandemias.

 

Los efectos de la pérdida de biodiversidad: hambre y crisis climática

La salud de la naturaleza se ha deteriorado drásticamente en todo el mundo. Alrededor de un millón de especies animales y vegetales están amenazadas de extinción en las próximas décadas. En la Lista Roja de la UICN de la Unión Mundial para la Naturaleza, 37.400 especies de animales y plantas están actualmente en peligro de extinción. ¡Un récord dramático! Los expertos hablan de una sexta extinción masiva en la historia de la Tierra: la tasa de extinción de especies a nivel mundial es cientos de veces superior a la de los últimos 10 millones de años, debido a la actividad humana.

Muchos de los ecosistemas del mundo también están en peligro: el 75% de la superficie terrestre y el 66% de la superficie marina. Sólo el 3% está ecológicamente intacto, por ejemplo, partes del Amazonas y la cuenca del Congo. Los ecosistemas ricos en especies, como los bosques tropicales y los arrecifes de coral, están especialmente dañados. Cerca del 50% de los bosques tropicales han sido destruidos en los últimos 30 años. La mortalidad de los corales sigue aumentando debido al incremento de la temperatura global. 

Las principales causas de la disminución masiva de la biodiversidad son: la destrucción del hábitat, la agricultura intensiva, la sobrepesca, la caza furtiva y el calentamiento global. En todo el mundo se invierten unos 500.000 millones de dólares al año en la destrucción de la naturaleza: en agricultura industrial, subvenciones al petróleo y al carbón, deforestación y otras.

La pérdida de biodiversidad tiene graves consecuencias sociales y económicas, y la explotación de los recursos naturales pone en peligro la vida de miles de millones de personas en el Sur global. La ONU sólo puede alcanzar sus 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible - por ejemplo la lucha contra el hambre y la pobreza - conservando la biodiversidad en todo el mundo y si se maneja de forma sostenible para las generaciones futuras. 

Sin la conservación de la biodiversidad, la protección del clima también se ve amenazada. La destrucción de las selvas tropicales y las turberas -importantes almacenes de CO2- alimenta aún más el cambio climático.

La solución: ¡menos es más!

Los recursos naturales de la Tierra no están disponibles en cantidades ilimitadas. Los seres humanos consumimos a un ritmo como si tuviéramos dos planetas iguales a la Tierra, y si seguimos igual, para 2050 estaremos consumiendo recursos como si tuviéramos tres. Para conservar la biodiversidad, base de la vida, debemos aumentar la presión política.

Y también podemos hacer mucho en nuestra vida cotidiana.

Siguiendo estos consejos, ayudas a proteger la biodiversidad:

  1. Elije con más frecuencia una dieta vegetal: pon en tu plato más verduras y frutas, o preferiblemente elimina el consumo de carne. Aproximadamente el 80% de las tierras agrícolas del mundo se destinan a la agricultura intensiva y al cultivo de pienso animal.
  2. Local y orgánico: los alimentos producidos orgánicamente evitan extensos monocultivos y, consecuentemente, el uso de pesticidas. Comprar productos locales y regionales también supone el ahorro una gran cantidad de energía.
  3. consciente acerca de tu estilo de vida: ¿Necesito ropa o un teléfono móvil nuevo? ¿Puedo usar segunda mano? Hay buenas alternativas a productos con aceite de palma o madera tropical. Las mascotas que provienen de países tropicales, como los loros o los reptiles, son un tabú.
  4. Calcula aquí tu huella ecológica 
  5. Protege las abejas: en tu balcón o jardín, puedes mantener felices las abejas y otros insectos con una variedad de sabrosas plantas y flores. Si no tienes  jardín o mano verde, puedes participar en algún proyecto de conservación de la naturaleza en tu localidad o región.
  6. Apoya las manifestaciones en favor de la naturaleza: participando en manifestaciones, firmando peticiones contra el calentamiento global o exigiendo cambios sobre temas como la agricultura industrial o la defensa de las selvas tropicales son maneras de presionar a los políticos, quienes también son responsables de la protección de la biodiversidad.

Lee aquí por qué se extinguen tantas especies antes de ser descubiertas.

 

 

Noti­cias y actuali­zaciones