En contra de las plantaciones de palma y caucho

Protesta campesina en Camerún Protesta de campesinas y campesinos: "Bolloré nos ha quitado nuestras tierras. Y ahora nuestra libertad." (© ReAct)
124.347 participantes

Fin de la petición: 21 mar. 2018

En África y Asia, trabajadores bloquearon las plantaciones de la empresa Socfin, a la que acusan de robarles tierras para establecer plantaciones de palma. La gente del lugar exige que el principal accionista, el grupo francés Bolloré, respete sus derechos y devuelva sus tierras. Nuestro apoyo.

Petición

Para: Directivas de Socfin y del Grupo Bolloré

Respeten los derechos y las tierras de las campesinas y campesinos de Camerún.

Leer la carta

En Camerún, campesinas y campesinos se han plantado y bloquean plantaciones de la empresa Socfin, una filial del grupo Bolloré. Socfin planta 43.700 hectáreas de palma aceitera y árboles de caucho. Unas 6.000 personas han perdido sus parcelas. “Nos robaron esas tierras. Hemos venido a recuperarlas”, dice el campesino Michel Essonga en Dibombari.

El hambre de Socfin por las tierras es inmensa. En 2014, la empresa tenía en varios países de África cerca de 116.000 hectáreas de tierras plantadas con palma aceitera, lo que supone un aumento de un 8% con respecto al año anterior.

“La población está indignada” dice Emmanuel Elong, presidente de la International Alliance of Plantation Communities. Los manifestantes esperan negociaciones, aunque temen, en algún momento la disolución de las protestas por la policía.

Socfin rechaza las acusaciones y califica las plantaciones de “pioneras del progreso social”. El grupo multimillonario Bolloré, que cuenta con el 39 por ciento de las participaciones en Socfin, dijo a los campesinos no tener ninguna influencia. Emmanuel Elong siente que le toman el pelo “el grupo Bolloré obtiene dividendos y niega su responsabilidad”.

En Liberia, Costa de Marfil y Camboya, donde Socfin ha establecido plantaciones, también existen protestas. Miles de campesinos se han manifestado allí las pasadas semanas.

Los pequeños campesinos exigen de Socfin y del grupo Bolloré, las compensaciones prometidas, respeto a sus derechos sobre la tierra y la devolución de sus parcelas. Las personas dependen de sus tierras. Por favor, apoye sus demandas.

Más información

La empresa Socfin - Société Financière des Caoutchouc tiene su sede en Luxemburgo. Sus raíces se remontan al imperio colonial belga en el Congo a fines del siglo 19. Desde entonces, Socfin ha establecido plantaciones de caucho y palma en África y Asia. El presidente de la empresa y accionista importante es el belga Hubert Fabri.

El accionista mayoritario es el grupo multimillonario Bolloré. El magnate Vincent Bolloré es uno de los hombres más ricos de Francia y forma parte de la directiva de Socfin. El grupo Bolloré es uno de los 50 más grandes del mundo y en 2014 sus ganancias fueron de diez mil millones de euros. Sus negocios abarcan plantaciones, energía, medios y bienes inmuebles. En África, el grupo Bolloré está activo en 43 países y opera 13 puertos importantes.

Carta

Para: Directivas de Socfin y del Grupo Bolloré

Estimadas Sras. y Sres.:

En Camerún, Liberia, Costa de Marfil y Camboya las campesinas y campesinos protestan y bloquean las plantaciones de Socfin.

Sólo en Camerún, 6000 personas están afectadas de la expansión de las plantaciones de Socfin sobre sus propiedades. Estas personas ven amenazados sus derechos sobre la tierra. Además, a sus ojos no se respetan los acuerdos de compensación.

Las personas afectadas han constituido una alianza y desean dialogar. Ya que diálogos anteriores han fracasado, se reservan el derecho a más bloqueos y acciones. Algunas personas temen que sus protestas pacíficas sean contrarrestadas con violencia.

Eso no debe suceder. Respeten los derechos de las familias campesinas sobre sus teierras y dialoguen para resolver los conflictos.

Atentamente,