El Parlamento Europeo exige el fin de los biocombustible de aceite de palma y otros aceites vegetales

Orangután de cara triste En peligro de extinción en gran parte por la expansión del cultivo de la palma aceitera

7 abr. 2017

El Parlamento Europeo exige con mayoría aplastante a la Comisión Europea que acabe con las importaciones de aceite de palma y con la producción de biocombustibles de aceites vegetales por su grave impacto sobre las selvas tropicales.

El Parlamento Europeo tomó una resolución con mayoría abrumadora para limitar las importaciones de aceite de palma en la Unión Europea. Aceite de palma para cuya producción se hayan talado las selvas tropicales y violado derechos humanos deberá ser excluido antes de 2020. Para entonces, el biocombustible de aceites vegetales como el aceite de palma debe eliminarse por completo.

Salva la Selva celebra la decisión del Parlamento Europeo como un importante paso: ahora se requiere que la UE elabore leyes vinculantes de estas declaraciones. Para biocombustibles ya existe un borrador de ley. El Parlamento Europeo, el Consejo de Ministros y los países miembro están discutiendo actualmente una nueva versión de la Directiva de Energía Renovable. Como base de las negociaciones se está utilizando la propuesta de la Comisión Europea de finales de noviembre de 2016 (Texto de la propuesta y Anexos). Prevee, que también en el futuro los biocombustibles de materias primas vegetales se deban mezclar con los combustibles fósiles.

“El aceite de palma y todos los biocombustibles de alimentos tienen que eliminarse de la Directiva de Energías Renovables”, exige Salva la Selva. “Nos referimos tanto al biodiesel y al biocombstible hidrogenado de aceite de palma, colza, soja y girasol y también al etanol de maíz, trigo, caña de azúcar o remolacha de azúcar. Los alimentos no tienen nada que hacer en los tanques d ellos automóviles ni en las centrales de energía”. En total, dos tercios de las importaciones de aceite de palma a la Unión Europea se destinan a la producción de biocombustibles y de energía eléctrica y calor.

Sobre la solicitud del Parlamento Europeo de crear un único sistema de certificación para materias primas agrícolas, Salva la Selva lo considera un paso en la dirección adecuada. Sólo para la certificación de materias primas para biocombustibles la Comisión Europea ha reconocido ya 19 sellos diferentes de la industria.

“Todos los sellos de la industria y las empresas certificadoras pagadas por las empresas no pueden resolver los graves problemas ambientales, territoriales y de derechos humanos generados por la gran expansión de los monocultivos para producir biocombustibles”, aclaran desde Salva la Selva.

“Exigimos un estándar vinculante, controles estatales y penas severas cuando no se cumplan. Los productos que proceden de la tala de las selvas, conflictos por las tierras, trabajo infantil y condiciones laborales inhumanas tienen que quedar excluidos con total claridad”.

Más información sobre la votación en el Parlamento Europeo:

Comunicado de Prensa del Parlamento Europeo del 4 de abril de 2017

Propuesta presentada al Parlamento Europeo sobre el aceite de palma y la deforestación de las selvas tropicales. La diputada Kateřina Konečná la propuso y el pleno del parlamento la aprobó el 4 de abril 2017 con 640 votos a favor, 18 en contra y 28 abstenciones.

Peticiones de Salva la Selva

Detangan el aceite de palma, detengan los biocombustibles

Aceite de palma: malo para la naturaleza, malo para tu salud