Oleada de denuncias a Monsanto: enfermos de cáncer en los Estados Unidos

Monsanto Cáncer

18 oct. 2017

Miles de enfermos de cáncer han puesto denuncias a la empresa Monsanto. Piensan que el componente glifosato que contienen herbicidas como el “Roundup” son los causantes de su enfermedad y sufrimientos.

En los Estados Unidos, varios miles de pacientes de cáncer habrían denunciado a Monsanto. Culpan al herbicida glifosato que esta empresa comercializa bajo el nombre de Roundup, de haberles enfermado de cáncer.

El glifosato ha sido puesto en relación con un tipo de cáncer llamado linfoma no Hodgkin, y también con otros tipos de cáncer, malformaciones congénitas y daños orgánicos y hereditarios. La organización norteamericana US Right To Know (US RTK) ha hecho pública numerosa documentación -los Documentos de Monsanto (Monsanto Papers)- en el marco de 250 demandas iniciadas sólo en el distrito judicial de San Francisco. Según dichos documentos, Monsanto conocería los peligros que supone su producto desde hace muchos años, pero ocultó la información.

Los canales de televisión CNN y Bloomberg también hablan de cientos de demandas de pacientes de cáncer contra Monsanto. Ambos canales informan detalladamente cómo trabajadores de la autoridad ambiental norteamericana EPA habrían ayudado a Monsanto a desacreditar las advertencias de científicos sobre los peligros del glifosato y su relación con el cáncer -también las de la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer de las Naciones Unidas OMS.

Procedimientos similares habrían tenido lugar en las instituciones europeas. El Instituto Alemán para la Evaluación del Riesgo (BfR) habría descuidado de manera inaceptable sus obligaciones, según las declaraciones de un experto. Sobre ello informaron los canales ARTE y Deutschlandfunk. El BfR habría copiado para su análisis de riesgo varias decenas de páginas sobre el glifosato del propio fabricante Monsanto, sin identificarlas convenientemente como citas de la empresa química.

Sería “evidente que el BfR no llevó a cabo una evaluación independiente de los estudios citados”, declaró Stefan Weber el jueves en Berlín, en la presentación del dictamen pericial elaborado por él. A causa del escándalo, el comité de Comité de plantas, animales, alimentos y piensos de la Comisión Europea postpuso una reunión sobre glifosato programada para principios de octubre.

Las Comisiones Agraria y de Medio Ambiente del Parlamento Europeo sí tuvieron una reunión de expertos sobre el tema del glifosato. Las contribuciones de los peritos pueden verse aquí. A principios de octubre, víctimas de cáncer y sus abogados habían advertido en Bruselas sobre el glifosato y el Roundup. En el marco de los procesos judiciales, las personas enfermas exigieron documentación interna de Monsanto que serían tan sólo la punta del iceberg. En la audiencia, los afectados explicaron que la Comisión Europea rechazó tener una entrevista con ellos.

También en Europa enferman las personas y los animales de granja con glifosato. Los piensos que han sido tratado scon glifosato, principalmente maíz y soja transgénicos importados, favorecen el desarrollo de toxinas que afectan severamente a los animales y también enferman a los productores, es la sospecha.

Como ejemplos, las demandas 1 y 2 en los Estados Unidos.