Peticiones del Proyecto Gran Simio

Chimpancé en Uganda Peligro de extinción: necesitan muchas más medidas de protección (© flickr//francesco_veronesi - CC BY-NC-SA 2.0)

29 ene. 2016

El Proyecto Gran Simio PGS trabaja desde 1999 para conseguir derechos básicos (libertad, vida y no tortura) para los grandes simios, y por extensión para el resto de las especies.

El Proyecto Gran Simio PGS trabaja desde 1999 para conseguir derechos básicos (libertad, vida y no tortura) para los grandes simios, y por extensión para el resto de las especies.

Actualmente, PGS tiene activas importantes peticiones. La primera de ellas está dirigida a la Unión Europea y solicita una normativa de Protección Animal de obligado cumplimiento para todos los Estados miembros de la Unión Europea. La asociación basa esta petición en el hecho de que en España no existe una ley de Protección Animal a nivel nacional. Y en que tampoco a nivel comunitario existe una directiva que regule a todos los países miembros las graves problemáticas del maltrato animal. Cada día se suman más personas y se crea más conciencia para esta causa.

La ciudadanía europea siente cada vez mayor necesidad de proteger de una forma legal a los seres vivos que conviven con el ser humano, tanto en sus ecosistemas como fuera de ellos. "Si existe una Directiva de Zoológicos, es del todo necesario que se regule una Directiva de protección Animal en toda la Unión Europea. Existen algunas regulaciones como el traslado de animales, pero no una Ley general que proteja tanto a los animales domésticos como a los exóticos", destacan desde PGS.

La Comisión de Peticiones de la UE ha admitido a mediados de diciembre de 2015 a trámite la petición de PGS que señala que "se necesita una Directiva general de Protección Animal que incluya aspectos como medidas de protección a los animales en los zoológicos, prohibición circos con animales, espectáculos circenses, fiestas donde exista maltrato a animales y otras."

La Presidenta de la Comisión de Peticiones Cecilia Wikström ha dado entrada y continuidad al trámite reenviándolo a la Comisión de Medio Ambiente, Salud Pública y Seguridad Alimentaria y al Intergrupo sobre el Bienestar y la Conservación de los Animales para su información y toma de decisiones.



La otra petición de PGS hace una apuesta contundente para que los grandes simios sean considerados por la UNESCO como Patrimonios Vivos de la Humanidad. La petición se está distribuyendo en plataformas de recogida de firmas como la de Salva la Selva avalada hasta la fecha por más de 14.000 firmas.

“Proyecto Gran Simio seguirá luchando en todas las instituciones del Estado y Europeas, por la Protección de todos los animales y el cese de la explotación a seres vivos sintientes que deben tener derechos básicos fundamentales. Es necesaria una Ley de protección Animal que pueda regular en el ámbito europeo el trato a los seres vivos debido a que cada país tiene sus normativas propias y algunas como en España, no existe una Ley nacional donde los ciudadanos podamos acudir ante el maltrato de seres sintientes no humanos.” – ha declarado Pedro Pozas Terrados, Director Ejecutivo del Proyecto Gran Simio (GAP/PGS-España).

Pozas afirma además que “los grandes simios deben ser considerados por la UNESCO como Patrimonios Vivos de la Humanidad. Sus poblaciones en libertad tienen que ser protegidas y los que se encuentren cautivos tienen que ser trasladados a santuarios donde puedan vivir en paz lo que les quede de su existencia. La explotación abusiva al que son sometidos los grandes simios debe acabar y el ser protegidos por la UNESCO es una herramienta imprescindible para su protección”.